farmacia-beatriz-castellanos-cuida-piel-otono

¿Cómo proteger la piel en otoño?

El cuidado de la piel es esencial para mantenerla sana. Debemos adaptar sus cuidados a la época del año en la que nos encontremos. Esto se debe porque la piel no necesitará los mismos cuidados en verano que en otoño, invierno o primavera. Con la llegada del otoño, toca preparar la piel para a bajada de las temperaturas puesto que el frío, las lluvias y las heladas pueden dañar nuestra piel, especialmente la que está más expuesta a los factores externos como es el rostro y las manos. Uno de los cuidados que debemos retomar tras las vacaciones es la limpieza facial diaria, para ser más exactos dos limpiezas al día.

En verano solemos olvidar limpiarnos el rostro, un grave error ya que gracias a este hábito eliminaremos la suciedad acumulada en la piel, es decir, la contaminación, el sudor, los restos de crema, el maquillaje y el exceso de grasa. Con este simple gesto, evitaremos que los poros acumulen suciedad y, por tanto, evitaremos a su vez los puntos negros, los granos y las espinillas. Recuerda no olvidarte del resto el cuerpo, de proteger e hidratar todo el cuerpo. ¿Quieres saber cómo debes cuidar la piel en otoño? En Farmacia Beatriz Castellanos os damos las claves para lucir una piel radiante y sana durante todo el otoño.

Recomendaciones para el cuidado de la piel

  • Continuar usando protector solar. Los rayos solares son nocivos durante todo el año. Por tanto, se debe seguir usando la fotoprotección, especialmente cuando hagamos deporte al aire libre o cuando salgamos a dar una vuelta. Las zonas que deberás proteger en otoño serán el rostro, los brazos y las manos ya que serán las más expuestas.
  • Evita la higiene excesiva. Debemos mantener la piel limpia, pero basta con ducharnos una vez al día. Usa agua templada para evitar dañar la piel. En cuanto al rostro, deberás limpiarlo por la mañana y por la noche, antes de acostarte.
  • Hidratación. Usa a diario cremas hidratantes que contribuyan a regenerar y nutrir la piel para mantenerla sana. Recuerda que los cambios de temperatura, la contaminación y los cambios de clima, entre otros factores, dañan la epidermis. Hidrata tu rostro por la mañana y por la noche. Por la mañana, usa una hidratante que lleve factor de protección. Con respecto al resto del cuerpo, aplícate una crema hidratante después de la ducha sobre la piel limpia y seca.
  • Exfoliación. Es importante exfoliar la piel para eliminar las impurezas y las pieles muertes. Para el rostro se recomienda una exfoliación semanal mientras que para el cuerpo se podrá hacer cada 15 días. Tras eliminar las impurezas, recuerda aplicarte una buena capa de crema hidratante.
  • Otras zonas del cuerpo. Hay zonas que nos olvidamos de cuidar como los labios, el cuello, el escote o las manos. Para los labios bastará con aplicarte un bálsamo labial mientras que para las manos deberás aplicarte una crema hidratante. Lleva ambos productos en el bolso para utilizarlos tantas veces sea necesario. Con respecto al cuello y al escote, deberás aplicarte la misma crema de la cara.
  • Deja un comentario